Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 26 de agosto de 2021

The Chair: La nueva serie de Netflix que es mucho más que una comedia romántica

"Siento que llegué a la fiesta después de la última llamada", dice Ji-Yoon Kim, el personaje de Sandra Oh en la nueva y convincente serie de seis episodios de Netflix, The Chair. Se refiere al momento de convertirse en decana de un departamento de literatura en una "Ivy menor" ficticia cuando la academia y las humanidades se ven asediadas por crisis presupuestarias. Y cuando los profesores titulares están a merced de turbas de estudiantes empoderados y equivocados.

Ji-Yoon se convierte en jefe de departamento en un momento difícil. Tiene mucho con lo que lidiar, como tratar de asegurar la permanencia de su colega, la Dra. Yaz McKay, interpretado por Nana Mensah. También se ocupa de tres profesores mayores que enfrentan una matrícula decreciente, pero con salarios que son demasiado altos y no representan dicha matrícula. Además de esto, su amigo-colega-interés amoroso, el Dr. Bill Dobson, interpretado por Jay Duplass, está luchando contra la pérdida personal y el escándalo.

The Chair retrata muy bien los ánimos de los tiempos que corren: Lo que significa que sus alumnos, todos de la Generación Z, tienen opiniones fuertes, buscan cosas diferentes y no se van a quedar callados cuando ven algo que está mal. Cancelar a alguien es parte de su rutina cotidiana, pero aquí el caso es mucho más complicado de lo que parece y te lleva a cuestionar la misma naturaleza del fenómeno de la cancelación.

Sin revelar demasiado, la situación se desencadena luego que un profesor hace una mala broma, esa broma es sacada de contexto y termina provocando el caos en la universidad, obligando a Ji-Yoon, que conoce a este maestro de toda la vida y los dos están explorando la posibilidad de tener una relación, a tomar cartas en el asunto, mientras también debe lidiar con el problema de que su universidad tiene a muy pocos profesores que no son blancos, lo que igualmente genera controversia entre los alumnos.

Su frustración es uno de los muchos momentos en los que el programa llama la atención sobre el fenómeno de que las mujeres, siempre mantenidas fuera del poder, reciben una oportunidad una vez que las instituciones ya están en crisis. 

Y The Chair, creada por Amanda Peet y Annie Julia Wyman, es una mirada a menudo divertida del absurdo del mundo académico, pero es también  una serie que “educa” a los espectadores, o al menos los lleva a pensar sobre el ciclo de la vida, sobre lo que significa realmente cancelar a una persona, sobre la importancia de tocar los temas complicados y adaptarse a un mundo que, nos guste o no, le pertenece a las nuevas generaciones.

Sandra Oh se convierte en una especie de puente, demostrando que el cambio es posible y tal vez la única forma de seguir avanzando sin morir (metafóricamente) en el intento.

SEGUIR LEYENDO