Click acá para ir directamente al contenido

Martes 14 de agosto de 2018

La ciencia lo dice: Personas que se sonrojan son más confiables y generosas

¿Te da vergüenza todo? Al parecer eso no es tan malo.

Tenemos una noticia para ti: Las personas que se sonrojan fácilmente ante la menor vergüenza, ya sea por inseguridad o timidez, son muy positivas y confiables.

De acuerdo con un estudio sobre el comportamiento publicado en Journal of Personality and Social Psychology, las personas que se quedan con la cara colorada al sentirse avergonzadas, son consideradas más confiables por los demás. Pero eso no es todo: también está comprobado que son más generosas.

Los investigadores afirman que los niveles moderados de constreñimiento, como los presentados en una cara ruborizada, son en realidad, signos de virtud.

Los datos obtenidos a través de experimentos con 60 estudiantes universitarios sugieren que el hecho no debe ser disfrazado o combatido, ya que señala que una persona es digna de confianza ¿Estás de acuerdo?

Bueno, la investigación estaba asociada a individuos que demostraban vergüenza a través de gestos como volver la mirada al suelo, cubrir la boca durante una risa y, por supuesto, el rostro rojo, sin motivo aparente y de conciencia limpia.

Pero ¿Por qué nos ponemos rojos cuando estamos avergonzados? La cara se pone colorada en un momento de vergüenza o confusión, debido a que el organismo libera adrenalina, sustancia que provoca el enrojecimiento de la piel por aumentar el flujo y dilatar los vasos sanguíneos de la cara. El fenómeno también ocurre cuando llevamos un susto o pasamos miedo.

Así que ya lo sabes, no sientas más vergüenza si tus cachetes se ponen colorados, eso significa que eres una persona confiable y generosa.

Imagen foto_00000014

SEGUIR LEYENDO
Tags Estudios