Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 17 de junio de 2021

El extraordinario cambio de una mujer que fue adicta a la heroína y que ha revolucionado redes sociales

La imagen de la izquierda es de los tiempos en que era adicta y a la derecha su actualidad personal.

Ginny Burtón se ha convertido en un verdadero ejemplo de lo que es salir del pozo de las drogas. La estadounidense, hoy de 48 años, se ha hecho viral con su antes y después.

Consumió metanfetaminas desde los 12 años y pasó gran parte de su vida temprana en un "vórtice de drogas". Nació en Tacoma, en el estado estadounidense de Washington. Su madre traficaba con drogas y padecía una enfermedad mental, según informó la cadena ABC.

Mientras el padre de Ginny estaba en la cárcel por una serie de robos a mano armada, su madre la habría introducido al consumo del cannabis a los 6 años.

Para cuando ya tenía 14 años fumaba crack. Intentó suicidarse tres años después tras ser violada por un hombre que le compró drogas a su madre. Más tarde, a sus 23 años, había dado a luz a dos hijos. Según los informes policiales, estaba en una relación abusiva y se había convertido en adicta a la heroína.

Para conseguir dinero, Ginny solía robar a traficantes mexicanos a punta de pistola. Llegó a tener 17 condenas por delitos graves.

"Era la persona que solía robar tu bolso cuando pasaba junto a ti. Soy la persona que atacaría al azar a alguien en público", confesó al medio, ya que según su perspectiva "todo el mundo era una víctima y todo el mundo era una presa".

Estuvo tres veces en prisión, lugar donde se desintoxicaba y contemplaba la opción de cambiar de vida. Sin embargo, cada vez que salía no encontraba las herramientas que hiciesen posible ese pensamiento.

El momento del cambio

El 5 de diciembre de 2012, un policía la detuvo en un camión robado, el que estalló contra un árbol durante una persecución policial. En ese momento recuerda que al estar esposada, se sintió aliviada y feliz en el asiento del auto de los agentes.

En ese preciso momento, decidió hacer un cambio de vida. Hizo servicios sociales como parte de un programa de prisión y estuvo durante siete años en un centro ayudando a otros adictos.

Luego, decidió comenzar a estudiar. Se inscribió en el South Seattle College y, posteriormente solicitó la admisión a la Universidad de Washington, donde fue admitida y donde en 2019 le dieron una Beca de Honor Martin.

Ginny Burton estudió Ciencias Políticas, llegando a formar parte del equipo académico de la universidad. En 2020, fue la becada Truman Scholar para el estado de Washington.

Su gran desafío es cambiar el mundo a través de las cárceles, para que la adicción se enfrente tanto dentro de prisión, como fuera, donde ve lo que ella llama una "indefensión aprendida" que ella considera una sentencia de muerte.

Esta extraordinaria historia de vida ha sido aplaudida en redes sociales por ser una inspiración para otras personas que luchan contra la adicción.

SEGUIR LEYENDO
Tags Mujeres