Click acá para ir directamente al contenido

Miércoles 9 de junio de 2021

"¡No salgas del bote!": Padre de Naya Rivera reveló detalles de la última llamada con su hija antes de morir

La actriz de "Glee" estuvo cinco días desaparecida.

En julio del año pasado, la actriz estadounidense Naya Rivera (33 años) fue de paseo con su hijo Josey en un bote rentado al Lago Piru de California. Con naturalidad, la joven madre con su hijo saltaron al agua para nadar, sin embargo, fue solo el niño el que volvió a la embarcación.

La joven destacada por su interpretación como Santana en la serie "Glee" de Fox, estuvo desaparecida durante cinco días hasta que encontraron su cuerpo.

El día del accidente, George Rivera (64), recibió una llamada de FaceTime de su hija Naya, quien estaba en busca de un consejo. "Ella siempre me preguntaba cosas y quería ir a nadar con Josey en medio del lago", contó a revista People en una entrevista reciente.

En la videollamada, la actriz le contó que el bote que había rentado "no tenía ancla" y, justamente, esto le dio una mala espina: le advirtió sobre el fuerte viento y los riesgos de saltar a nadar.

"Pude ver que soplaba el viento y mi estómago se encogía", admitió.

"No dejaba de decirle: '¡No salgas del bote! ¡No salgas del bote! Se alejará cuando estés en el agua'", recordó hasta que tras un par de minutos la llamada se cortó y comenzó el mal presentimiento que finalmente se tradujo en el trágico desenlace. 

Su muerte, reconoció, sigue doliendo después de varios meses. "No sé si alguna vez encontraré un cierre de esto. La extraño todos los días", confesó.

Informes forenses confirmaron que el motivo de muerte de Naya Rivera fue el ahogamiento y que falleció salvando a su pequeño. Escritos revelan que después de meterse en el agua, Josey señaló que Naya le pidió que regresara al bote. "Ella lo ayudó a subir y luego él la escuchó gritar '¡Ayuda!' con su brazo en el aire. Luego ella desapareció", reportó el medio. 

En noviembre del año pasado, Ryan Dorsey, padre y tutor legal de Josey, presentó una demanda contra el Condado de Ventura, el Distrito de Conservación de Aguas Unidas y la Administración de Parques y Recreación en el Tribunal Superior de Ventura en California.

En el documento expresan que el niño sufrió una "grave angustia emocional" como consecuencia de estar en el lugar donde su madre se ahogó por lo que buscan justicia y sanciones para los responsables.

SEGUIR LEYENDO