Click acá para ir directamente al contenido

Lunes 29 de octubre de 2018

Peor que el plástico: Las colillas de cigarro son el mayor contaminante del océano

Se encuentran en el primer lugar de los residuos producidos por los seres humanos.

Las colillas de cigarro contaminan más que las bombillas y las bolsas de plástico según los datos de un informe de la NBC News.

Pocas veces oímos hablar del reciclaje de las colillas de cigarros, y esto está teniendo graves consecuencias a nivel mundial.

Mientras algunos gobiernos y empresas están tomando una opción más verde con respecto a las bolsas de plásticos u otros productos de este material, en relación a las colillas es muy poco lo que se está haciendo. 

Imagen foto_00000015

Según el informe, las colillas se encuentran en el primer lugar entre los contaminantes y residuos producidos por los seres humanos, y cada año terminan en distintos mares y océanos. La mayoría de los 5,6 billones de cigarrillos producidos al año tienen un filtro hecho de acetato de celulosa que tarda más de 10 años en descomponerse.

De acuerdo a los datos del Cigarette Butt Pollution Proyect, cerca de dos tercios de estos filtros, que no son biodegradables, son tirados a las playas o las calles.

La organización ambientalista Ocean Conservacy que financia la limpieza de playas, revela que en 32 años, 60 millones de colillas fueron encontradas y podrían destruir el ecosistema marino contaminando ríos y vías navegables.

Imagen foto_00000014

No se puede saber cuántos cigarros en total se encuentran en la naturaleza, pero muchos restos encuentran en los estómagos de los pájaros, peces y tortugas, lo que es una de las causas principales de muerte en estos animales. Pese a esto, los fumadores aun no adoptan una posición más ecológica.

Estas imágenes, que ilustran las terribles consecuencias de la contaminación por cigarros, fueron tomadas de la campaña de concienciación promovida por la Universidad de Texas en 2009 para hacernos reflexionar sobre la contaminación causada por este producto.

 

SEGUIR LEYENDO