Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 21 de marzo de 2019

Triste noticia: Solo quedan 10 ejemplares de vaquita marina en todo el mundo

Y adivinen de quién es la culpa.

La vaquita marina es una especie de marsopa que solo vive en el Golfo de California, en las costas de México, y está a punto de desaparecer. Tan solo 10 ejemplares continúan con vida, y esa cifra puede cambiar repentinamente y sin retorno.

Este cetáceo es el más pequeño, además de adorable, y se encuentra en grave peligro por culpa de la actividad pesquera desmedida en las zonas en donde vive. Su estado es una emergencia de extinción, y te contamos todo lo que necesitas saber.

Imagen foto_00000014

Dentro de un rango de entre 6 y 22 vaquitas marinas, solo se ha confirmado que continúan con vida 10, o incluso menos, debido a la muerte constante, y ahora repentina, de esta especie de cetáceos. Así lo informó el Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita (CIRVA).

La principal causa de la muerte de las vaquitas es la pesca de totoaba (corvina blanca) con redes de enmalle en la que los cetáceos quedan atrapados. El pez totoaba, que también está en peligro de extinción, es muy demandado en China, por lo que su comercialización es altamente cotizada.

Siendo el Golfo de California uno de los sitios en donde más se encuentran, la actividad pesquera se hace presente aunque sea ilegal.

Si no se actúa de manera inmediata, la total desaparición de estos animales será inevitable. El comunicado del CIRVA pide encarecidamente al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, que prohíba la pesca con redes y que no haya ninguna actividad de ese tipo en el hábitat de la vaquita marina.

Por otro lado, todavía hay una esperanza. A pesar de las adversidades, estos animales continúan reproduciéndose. Sin embargo, la única manera de asegurarlo es que las prohibiciones comiencen a regir ya mismo, ya que cada minuto es crucial para mantener vivos a los escasos ejemplares.

En el mismo momento en el que el comunicado de Comité Internacional fue publicado, y a pesar de la existencia de la ley, la organización especializada en vida marina Sea Shepherd encontró a una vaquita marina muerta. Se trata de una prueba clara de que la acción inmediata es necesaria y la única capaz de salvar la vida de esos pequeños cetáceos.

SEGUIR LEYENDO