Click acá para ir directamente al contenido

Sábado 21 de agosto de 2021

"Por favor toma a mí bebé": el desolador relato de una mujer noruega que logró escapar de Afganistán

Kaisa Markhus

La involucrada pudo abordar uno de los aviones militares que despegaron desde el país asiático.

En medio de la crisis que transcurre en Afganistán luego de la toma de poder por parte de los talibanes, son varios los registros e historias que se han ido conociendo con el pasar de los días.

Últimamente, sorprende el relato de una mujer noruega que logró salir del país asiático en uno de los aviones militares destinados para este tipo de operaciones.

Se trata de Kaisa Markhus de 30 años, quien en entrevista con "Daily Mail" contó la experiencia en la que pudo huir finalmente de Afganistán.

"Hay miles intentando entrar al aeropuerto, muchas personas asustadas que solo buscan una forma de salir" explica la noruega que se sorprendió por las pocas personas que iban en el avión: "Solo tenía un sentimiento de pena porque el vuelo estaba vacío".

Avión vacío donde iba Kaisa

Según sus declaraciones, Markhus logró escapar junto a una amiga de Estados Unidos que se encontraba embarazada, con quien casi fueron "pisoteadas hasta la muerte" por las personas que intentaban entrar al aeropuerto.

Pero aparte de las dificultades para abordar el avión, la noruega relató lo terrible que fue ver a una mamá que trató pasarle a su hijo para que se lo llevara fuera del país: "Una mujer me intentó pasar a su hijo y me dijo 'Por favor, por favor toma a mí bebé'".

"Pero no pude, no importaba cuanto quería ayudar. No funciona de esa manera", explica Markhus, quien agrega que "ella debe haber estado muy desesperada para hacer eso", recordando los movimientos frenéticos de la mujer.

Kaisa Markhus se encontraba en Afganistán junto a su esposo Paul Farthing controlando el santuario para animales extraviados "Nowzad", lugar que es ampliamente reconocido e incluso respaldado por artistas como Judi Dench o Ricky Gervais.

Paul Farthing

Mientras ella pudo escapar a Georgia, desde donde hizo conexión con un vuelo que la llevó hasta su ciudad natal Oslo, Farthing optó por quedarse en el país asiático hasta poder conseguir que sus 25 colaboradores y sus familias pudieran conseguir un pasaje para escapar.

Este tipo de relatos se han ido replicando con el pasar de los días desde que los talibanes llegaron al poder en Afganistán, en donde Markhus segura que la situación "solo se está haciendo peor debido a la desesperación de las personas".

SEGUIR LEYENDO