Las valientes palabras de Serena Williams sobre las emociones posparto que toda madre debería leer

09/08/2018

Las valientes palabras de Serena Williams sobre las emociones posparto que toda madre debería leer

Son pocas las que se atreven a opinar sobre la otra cara de la maternidad.

Muchas veces, la idea que se tiene sobre la maternidad está asociada con una mujer demasiado feliz con sus hijos, bella, llena de energía y amor, sin embargo, muchas veces la realidad no es así. Hay cansancio, tristeza, y angustia de pensar que no se está siendo una buena madre.

Una de las pocas madres que se ha atrevido a hablar sobre las dificultades de la maternidad es Serena Williams. La famosa tenista tuvo a su primera hija, Olympia, en setiembre de 2017 después de una cesárea de emergencia con complicaciones que casi le costaron la vida. Para una entrevista con Vogue, contó que después de la cesárea se le formaron coágulos en las piernas que le podían haber causado una embolia pulmonar. Afortunadamente ella sobrevivió, pero pasó las primeras semanas de la vida de su hija incapaz de salir de la cama.

Imagen foto_00000014

Para las madres que pasan por experiencias traumáticas como esa, la recuperación puede ser muy difícil, y el impacto emocional tan fuerte que superarlo puede tomar años. Pero Serena no sufre en silencio y por eso escribió un sentido mensaje en su cuenta de Instagram que nos emocionó a todas.

Serena publicó este mensaje después de anunciar que se retirará de la Copa Rogers en Montreal porque siente que no es una buena madre:

"La semana pasada no fue fácil para mí. No solo estaba aceptando unas cosas personales y difíciles, simplemente estaba en un pozo. Me sentía como si no fuera una buena madre.

Leí muchos artículos que decían que las emociones posparto pueden durar hasta tres años si no se tratan. Me gusta más la comunicación. Hablo de las cosas con mi madre, mis hermanas y mis amigos, que me ayudan a entender que mis sentimientos son completamente normales.

Es completamente normal sentir que no estoy haciendo lo suficiente por mi bebé.

Todos hemos estado ahí. Trabajo mucho, entreno, y estoy intentando ser la mejor atleta que puedo ser. Sin embargo, eso significa que, aunque he estado con ella cada día de su vida, no estoy con ella tanto como me gustaría. La mayoría de las madres lidian con lo mismo. Aunque se queden en casa o trabajen, encontrar ese balance con los hijos es un verdadero arte. Ustedes son los verdaderos héroes.

Estoy aquí para decir: si estás pasando por un día o semana duro, está bien, ¡yo también lo estoy pasando! ¡Siempre habrá un mañana!".

Last week was not easy for me. Not only was I accepting some tough personal stuff, but I just was in a funk. Mostly, I felt like I was not a good mom. I read several articles that said postpartum emotions can last up to 3 years if not dealt with. I like communication best. Talking things through with my mom, my sisters, my friends let me know that my feelings are totally normal. It’s totally normal to feel like I’m not doing enough for my baby. We have all been there. I work a lot, I train, and I’m trying to be the best athlete I can be. However, that means although I have been with her every day of her life, I’m not around as much as I would like to be. Most of you moms deal with the same thing. Whether stay-at-home or working, finding that balance with kids is a true art. You are the true heroes. I’m here to say: if you are having a rough day or week--it’s ok--I am, too!!! There’s always tomm!

Una publicación compartida por Serena Williams (@serenawilliams) el 6 de Ago de 2018 a las 3:24 PDT

 

Etiquetas

Cargando...